1. INFORME ECONÓMICO


Save this PDF as:
 WORD  PNG  TXT  JPG

Tamaño: px
Comenzar la demostración a partir de la página:

Download "1. INFORME ECONÓMICO"

Transcripción

1 1. INFORME ECONÓMICO

2 1.1. Economía Internacional 1.1. ECONOMÍA INTERNACIONAL Síntesis La economía global ha mostrado en el año en curso una mejoría respecto a los niveles de actividad de finales de 2001, aunque conforme avanza el año la recuperación se ha moderado, incrementándose las dudas sobre su solidez al elevarse el nivel de incertidumbre debido al debilitamiento de los mercados financieros dada la severa corrección a la baja de los valores mobiliarios, las turbulencias financieras en algunos mercados emergentes (Latinoamérica), amén de la depreciación de la divisa norteamericana frente al resto de las principales divisas y por la repercusión alcista sobre el precio del crudo de las tensiones políticas internacionales en torno a un posible conflicto en Irak. Las previsiones sugieren una continuación de la recuperación en lo que resta de 2002 que se agilizaría en 2003, aunque a un ritmo más atenuado que lo anteriormente previsto, proceso que, no obstante, dependería en gran medida de la evolución de la economía norteamericana. Tras crecer un 2,2% en 2001, el output mundial crecería un 2,8% en 2002, para acelerarse hasta un 3,7% en 2003, de acuerdo a las estimaciones de septiembre del FMI, evolución sustentada en la inflexión en el ciclo de inventarios y la continuación de políticas económicas ajustadas al nivel de actividad. En un análisis espacial los comportamientos no son homogéneos. En lo referente a los países industrializados, la economía de EE.UU. lidera la recuperación, si bien ésta se ha amortiguado a partir del segundo trimestre al frenarse el impulso de la reconstrucción de stocks, al amortiguar su crecimiento el consumo privado e incrementarse las importaciones. Se prevé que continúe la reactivación, aunque de forma atenuada en lo que resta de año, acelerándose a lo largo de En Europa, el repunte ha sido menos perceptible que en la economía norteamericana en un contexto de debilidad de la demanda interna y de moderación en el crecimiento de las exportaciones. Persisten las diferencias espaciales, presentando una mayor fragilidad la economía alemana. Se prevé una continuación del crecimiento, si bien de forma modesta, no esperándose una aceleración hasta En Japón, existen síntomas de una inflexión en la tendencia de agudización del deterioro de la actividad, favorecida por una reactivación de las exportaciones, si bien en un contexto de debilidad de la demanda interna, pudiendo comenzar a recuperarse la inversión a finales de este año, lo cual no permitiría evitar que el PIB se contraiga este año, esperándose un modesto crecimiento en En lo relativo a los países emergentes, la recuperación en Asia ha sido más dinámica de lo previsto gracias a la recuperación del crecimiento de las exportaciones y a un paulatino mayor dinamismo de la demanda interna, esperándose una gradual consolidación de la misma en el medio plazo. En Latinoamérica se han agudizado las tensiones financieras contagiándose la crisis argentina a países vecinos, agudizándose la crisis en Venezuela. Aunque se esperan crecimientos en algunos países se prevé una caída del output regional 1.1

3 1.1. Economía Internacional en 2002 mejorando las perspectivas para el próximo año en sintonía con el mayor crecimiento global. Con comportamientos heterogéneos, Europa del Este ha mostrado cierta resistencia a la desaceleración gracias al crecimiento de la demanda interna, esperándose un fortalecimiento de la actividad en En África, tras una ligera desaceleración en 2002, si bien con comportamientos diferenciados, se prevén, en general, unos mejores resultados en CUADRO: 1 PREVISIONES ECONÓMICAS DEL FMI Septiembre 02 Previsiones Diferencia con Abril PIB (D%) Total mundial 4,7 2,2 2,8 3,7 - -0,3 Economías avanzadas (1) 3,8 0,8 1,7 2,5 - -0,5 Estados Unidos 3,8 0,3 2,2 2,6-0,1-0,8 Japón 2,4-0,3-0,5 1,1 0,5 0,3 Unión Europea (EUR-15) 3,5 1,6 1,1 2,3-0,4-0,6 Eurozona 3,5 1,5 0,9 2,3-0,5-0,6 Nuevas economías industrializadas asiáticas 8,5 0,8 4,7 4,9 1,1-0,2 Países en desarrollo 5,7 3,9 4,2 5,2-0,1-0,3 África 3,0 3,5 3,1 4,2-0,3 - Asia 6,7 5,6 6,1 6,3 0,2-0,1 Oriente Medio y Turquía 6,1 1,5 3,6 4,7 0,3 0,2 Latinoamérica 4,0 0,6-0,6 3,0-1,3-0,7 Países en transición 6,6 5,0 3,9 4,5-0,1 Europa Central y del Este 3,8 3,0 2,7 3,8-0,3-0,2 Rusia 9,0 5,0 4,4 4,9 - - Precios al consumidor (D%) Estados Unidos 3,4 2,8 1,5 2,3 0,1-0,1 Japón -0,8-0,7-1,0-0,6 0,1-0,1 Unión Europea 2,3 2,6 2,1 1,8 0,1 - Eurozona 2,4 2,6 2,1 1,6 0,2 - Países avanzados 2,3 2,2 1,4 1,7 0,1-0,1 Países en desarrollo 6,1 5,7 5,6 6,0-0,2 0,9 Países en transición 20,2 15,9 11,3 8,8 0,5 0,1 Paro (%) Estados Unidos 4,0 4,8 5,9 6,3 0,4 1,0 Japón 4,7 5,0 5,5 5,6-0,3-0,1 UE 8,2 7,4 7,7 7,6-0,2-0,1 Eurozona 8,8 8,0 8,4 8,2-0,1 - Comercio mundial en volumen (D%) Bienes y Servicios 12,6-0,1 2,1 6,1-0,4-0,5 Bienes 12,9-0,6 2,2 6,2-0,4-0,5 Deflactor precios bienes ($) -0,9-3,3 1,3 2,7 2,8 1,8 Precios del comercio internacional (D%) Manufacturas ($) -5,2-2,3 2,6 4,2 3,1 3,0 Precio del petróleo ($/barril) 57,0-14,0 0,5-0,8 5,8 3,5 Productos básicos no combustibles ($) 1,8-5,4 4,2 5,7 4,3-1,5 LIBOR a seis meses (%) US $ 6,6 3,7 2,1 3,2-0,8-1,3 Euro 4,6 4,1 3,4 3,8-0,3-0,8 (1) Países industrializados, incluyendo Corea del Sur, Hong Kong, Israel, Singapur y Taiwan. Fuente: FMI, Perspectivas de la economía mundial, abril y septiembre de

4 1.1. Economía Internacional Elaboración: Viceconsejería de Hacienda y Relaciones con la Unión Europea. En materia de precios, las presiones inflacionistas han permanecido relativamente contenidas. En los últimos meses se ha producido una inflexión al alza en el precio de las materias primas y, en particular, una aceleración en el precio del petróleo por la incertidumbre en torno a un posible conflicto en Irak. Debido al efecto base, este hecho puede presionar al alza de la inflación a finales del año. Sin embargo, se espera, siempre que se disipen dichas tensiones, que los precios permanezcan bajo control en 2003, debido, como señala el FMI, al legado de la mayor efectividad y credibilidad de las políticas antiinflacionistas tanto en los países industrializados como emergentes. En Europa, en particular, el proceso estaría favorecido, entre otros factores, por la apreciación del euro. Existe mayor incertidumbre sobre la sostenibilidad de la recuperación que el FMI justifica en base a una serie de riesgos. Por un lado, al depender en gran medida de la recuperación global de las previsiones para EE.UU., existe el riesgo de una reactivación más modesta de lo previsto con sus efectos en cadena para el resto de economías. Por otro lado, si se deteriora la situación en Oriente Medio los precios del petróleo podrían acelerarse. Adicionalmente, se podría producir una mayor caída de las cotizaciones bursátiles en un entorno de alta volatilidad de los mercados de valores. Además, han aumentado los riesgos en mercados emergentes tales como Sudamérica y Turquía. Por último, existe el riesgo de una caída más abrupta en la cotización del dólar al mantenerse en niveles elevados el déficit por cuenta corriente en EE.UU Países desarrollados La economía de EE.UU. ha experimentado una recuperación de la actividad en la primera mitad del año. Así, el output norteamericano, tras crecer un -0,25% anual de media en el segundo semestre de 2001, en los seis primeros meses de 2002 lo hizo a una tasa anual del 1,8%. Sin embargo, conforme avanzaba el semestre y en el tercer trimestre la reactivación se ha ido atenuando al amortiguarse el impulso proveniente de la inflexión producida en el ciclo de stocks y ante un menor dinamismo del consumo privado, además de un incremento de las compras del exterior. En un análisis de demanda, el consumo privado continúa ofreciendo su apoyo a la actividad favorecido por las ganancias de los salarios reales dado el control de la inflación, por el incremento en la riqueza inmobiliaria y por la reducción impositiva. Sin embargo, el crecimiento del consumo se ha resentido entre otros factores por la severa corrección de la riqueza mobiliaria debido a la caída de las cotizaciones ante las menores expectativas de beneficios corporativos y las irregularidades contables de empresas con cierta entidad. Adicionalmente, por otra parte, el mercado laboral ha experimentado una pérdida de dinamismo en particular hasta abril, cuando la tasa de paro alcanzó el 6%, el dato más elevado desde Sin embargo, a partir de entonces la tasa de paro se ha replegado. Igualmente el empleo, aunque está cayendo en tasas anuales, a partir de abril ha 1.3

5 1.1. Economía Internacional desacelerado su ritmo de caída. Por otro lado, la confianza de los consumidores se ha resentido en los últimos meses. El consumo público, por su parte, continúa contribuyendo positivamente al crecimiento, incrementándose a un ritmo elevado en el primer semestre del año. La inversión, en su vertiente de equipo y software, ha ofrecido visos de comenzar a recuperarse en el segundo trimestre del año en un contexto de bajos tipos de interés y de incentivos fiscales a la inversión en capital, aunque todavía permanece débil y se ve afectado por los mayores costes de capital derivados de la fuerte corrección bursátil y por los excesos de capacidad en algunos sectores. Las previsiones apuntan, en el corto plazo, a una continuación del modesto crecimiento por debajo del potencial, en un contexto dominado por un elevado nivel de incertidumbre en duración y amplitud, ligado a la evolución bursátil y al posible conflicto en Irak. Tras crecer un 0,3% en 2001 (cifra revisada de la contabilidad nacional frente al 1,2% anteriormente estimado), se prevé una tasa ligeramente por encima del 2% para Se espera que la recuperación vaya ganando pulso a lo largo de 2003, conforme la inversión se reactive, así como se aceleran las ventas al exterior al recuperase la demanda global. El consumo privado continuaría contribuyendo al crecimiento de la actividad, máxime cuando el mercado de trabajo comience a reflejar la reactivación, aunque lo haría a una tasa más amortiguada al producir sus efectos retardados la caída de las cotizaciones bursátiles y preverse menos incentivos fiscales. El consumo público seguirá creciendo aunque a un ritmo más sostenido. En su conjunto, el PIB estadounidense podría situarse o superar el potencial en 2003, pudiendo alcanzar una cifra en torno al 3%. CUADRO: 2 PREVISIONES ECONÓMICAS DE EE.UU. (Tasas de variación anual y porcentaje de la población activa) PIB Inflación T. Desempleo Demanda Interna Empleo FMI 2,2 2,6 1,5 2,3 5,9 6,3 2,7 2,7-0,2 1,1 OCDE 2,5 3,5 1,8 2,4 5,6 5,3 3,0 3,9-0,4 1,4 CBO 2,3 3,0 1,7 2,4 5,9 5,9 Reserva Federal (1) 3,5-3,75 3,5-4,0 1,5-1,75 1,5-1,75 5,75-6 5,25-5,5 PANEL 2,4 2,8 1,6 2,2 NABE 2,4 3,2 Conference Board 2,5 3,7 1,6 2,6 5,9 5,8 (1) Tendencia central. Cambio para el cuarto trimestre del año indicado respecto al cuarto trimestre del año anterior. Fuente: FMI: World Economic Outlook (Septiembre, 2002). OCDE: Economic Outlook (Junio, 2002). Congressional Budget Office (CBO): The Budget and Economic Outlook: an update (Agosto, 2002). Reserva Federal de EE.UU: Monetary Policy Report to the Congress (Julio, 2002). Panel The Economist. Poll of Forecasters (5-11, Octubre 2002). Conference Board: the U.S. Economic Forecast (Octubre, 2002). En Japón, la actividad, aunque continúa desenvolviéndose en un contexto de debilidad, ha experimentado conforme avanzaba el semestre ciertos síntomas de mejoría, si bien no 1.4

6 1.1. Economía Internacional de forma equilibrada en lo referente a los componentes de la demanda que lo sustentan y sin abandonar la senda deflacionista. En cifras, el PIB nipón tras caer los tres últimos trimestres del año pasado de forma consecutiva en tasas trimestrales, se estancó en el primer trimestre del año en curso para crecer un 0,6% en el segundo trimestre. En tasas anuales, tras contraerse un 2,5% en el primer trimestre del año, el output amortiguó su caída hasta el -0,7% en el segundo trimestre. Este comportamiento está polarizado en gran medida en el mayor dinamismo de las exportaciones que se ha reflejado en una recuperación de la producción industrial. La demanda interna, sin embargo, ofrece un panorama general de debilidad a excepción del consumo público, que continúa creciendo de forma sostenida. El comportamiento más restrictivo lo ofrece la inversión tanto en su componente privada como pública. El consumo privado, por su parte, presenta un crecimiento muy modesto afectado negativamente por la evolución desfavorable del mercado laboral, moviéndose la tasa de paro en cifras próximas al máximo histórico alcanzado en diciembre pasado (5,5%). Adicionalmente, el consumo se ve afectado por la evolución decreciente de los salarios. La confianza de los consumidores se ha recuperado en cierta medida respecto a los niveles medios del pasado año, aunque a finales del tercer trimestre se ha retraído. En lo referente a las perspectivas, de acuerdo al Banco de Japón, se prevé que el crecimiento de las exportaciones se desacelere temporalmente al estacionarse el impulso proveniente de la reconstrucción de stocks a nivel internacional, aunque la tendencia al alza se mantendría dada la moderada recuperación de la economía global. Sin embargo, por parte de la demanda interna se estima que el consumo privado continúe en un entorno de debilidad en varios meses dada la debilidad del mercado laboral, la cual se espera que continúe a tenor del exceso de empleados considerados por las empresas en el informe Tankan y de la evolución negativa de las rentas salariales. La inversión privada podría cesar en su caída a tenor de la evolución de los indicadores adelantados, mientras que la pública se prevé que siga cayendo. En su conjunto, para 2002 se prevé una caída del PIB en torno al 0,5%. Para el próximo año se estima una gradual, aunque lenta, recuperación de la economía que se fundamentaría en un continuado crecimiento de las exportaciones al recuperarse la demanda mundial y una mejoría de la inversión pudiendo repuntar a lo largo del año el consumo privado conforme el mercado laboral inflexione su tendencia negativa y dadas las rebajas fiscales anunciadas para el próximo año. En promedio, el output nipón podría aumentar en torno a un 1%. En Europa, a lo largo del primer semestre del año en curso se ha inflexionado su tendencia de desaceleración de la actividad observada a lo largo de 2001, si bien el grado de reactivación ha sido moderado estimándose una continuación del crecimiento por debajo del potencial en la segunda mitad del año. Los resultados no son homogéneos entre las principales economías, experimentando un crecimiento más modesto Holanda, Alemania e Italia y unos mejores resultados Reino Unido y Suecia, además de España. El PIB comunitario tras caer en tasas intertrimestrales en el último trimestre de 2001 retomó tasas positivas (0,4%) en los 2 primeros trimestres de En tasas anuales, el output continuó 1.5

7 1.1. Economía Internacional desacelerándose marginalmente en el primer trimestre del año hasta el 0,4% para crecer un 0,8% en el segundo trimestre. Los indicadores del tercer trimestre sugieren la improbabilidad de un crecimiento significativo del output, de acuerdo al BCE. Este mejor comportamiento en el segundo trimestre se basó en una mayor actividad exportadora y una cierta reactivación del consumo privado, sobre la cual, sin embargo, existen dudas sobre su solidez. A este respecto, sobre el consumo privado afectan una serie de variables antagónicas. Lo hacen vulnerable el efecto riqueza negativo directo o indirecto de las caídas bursátiles, la ligera inflexión al alza de la tasa de paro (si bien los efectos retardados sobre el mercado de trabajo de la desaceleración han sido menores que en otros episodios pasados), la resistencia a una mayor desaceleración de los precios, además de una confianza baja de los consumidores. Sin embargo, afectan positivamente una ligera aceleración en los salarios y la coyuntura favorable de índole fiscal y monetaria. Dentro de la demanda interna, sin embargo, la mayor fuente de preocupación proviene de la inversión, que ha continuado contrayéndose tanto en términos trimestrales como anuales. La inversión se ve afectada negativamente además de por los mayores costes de financiación que suponen los descensos en las cotizaciones de los valores mobiliarios por las reducidas ganancias de productividad y por el repunte de los salarios en un contexto de falta de mejoría de la confianza empresarial, cuyos índices después de recuperarse en el primer trimestre se han mantenido estables desde entonces. CUADRO: 3 PREVISIONES ECONÓMICAS DE LA EUROZONA (Tasas de variación anual y porcentaje de la población activa) PIB Inflación T. Desempleo Demanda Interna Empleo FMI 0,9 2,3 2,1 1,6 8,4 8,2 0,5 2,5 0,4 0,8 OCDE 1,3 2,9 2,0 1,9 8,2 8,1 1,2 2,7 0,5 1,1 Comisión UE (1) 1,4 2,9 2,2 2,0 8,5 8,1 1,2 2,8 0,3 1,1 BCE 0,9-1,5 2,1-3,1 2,1-2,5 1,3-2,5 PANEL 0,8 2,0 2,2 1,6 Institutos Alemanes 0,8 1,8 2,2 1,8 (1) Proyecciones de inflación en términos de índice armonizado. Fuente: FMI: World Economic Outlook (Septiembre, 2002). Comisión de la UE: Previsiones de primavera (Abril, 2002). OCDE: OECD Economic Outlook (Junio, 2002). BCE: Proyecciones Macroeconómicas (Junio, 2002). The Economist: Poll of Forecasters (5-11 Octubre, 2002). Institutos Alemanes: Previsiones Conjuntas ( ) Elaboración: Viceconsejería de Hacienda y Relaciones con la Unión Europea. En materia de precios, después de acelerarse la inflación en el primer trimestre hasta el 2,6% en promedio por la aceleración de los precios de los alimentos frescos y por una menor caída de los precios de la energía, en los meses restantes la inflación se desaceleró, 1.6

8 1.1. Economía Internacional al operar en sentido contrario dichos factores, hasta un 1,8% en junio a partir de cuando, con ciertos altibajos, ha vuelto a incrementarse moderadamente hasta el 2,1% en agosto, esperándose un 2,2% para septiembre, al acelerarse los precios en transporte e ir remitiendo la caída de los precios de la energía. A este respecto, la apreciación del euro ha contrarrestado, en parte, el incremento de los precios del petróleo observada desde comienzos del año y su aceleración a partir del verano. En septiembre la cotización media del barril de Brent retomó en la Eurozona un crecimiento anual positivo tras caídas sucesivas desde marzo de 2001, proceso que podría agudizarse en lo que resta de año de continuar la senda actual del precio del petróleo, dado el efecto base, ya que en los últimos meses de 2001 se alcanzó la cotización más reducida tanto en dólares como en euros desde que comenzó la senda alcista en De acuerdo con la Comisión y al BCE, los datos recientes indican la dificultad de una aceleración de la actividad en la segunda mitad de este año, con lo que el crecimiento continuaría siendo modesto, no recobrando tasas superiores al potencial, en particular en la Eurozona, antes de De acuerdo a las estimaciones de la Comisión, el crecimiento trimestral del output en el tercer y cuarto trimestres de 2002 se situaría entre el 0,2% y el 0,5%. Ello implicaría un crecimiento para el conjunto del año entre el 0,7% y el 1%. Para 2003 se prevé un fortalecimiento de la recuperación a lo largo del año, potenciado por el mayor dinamismo de la demanda interna dada la recuperación del consumo favorecida por los incrementos recientes en el crecimiento de los salarios, por la desaceleración de la inflación, conforme los factores temporales como las subidas del precio del petróleo, de los alimentos frescos y de la implantación del euro se difuminan, así como la productividad observa un repunte cíclico y si continúa el euro en los niveles actuales y por la recuperación del dinamismo del mercado de trabajo. El empleo observaría una recuperación de su crecimiento a lo largo de 2003, pudiendo crecer el número de ocupados en torno al 0,7%, aunque según el FMI si persiste la caída cíclica de la productividad y el incremento de los CLUs al aumentar los salarios podría alterarse negativamente la resistencia del mercado de trabajo, así como de la inversión conforme la utilización de capacidad y los beneficios corporativos repunten. El PIB comunitario y el de la Eurozona podrían acelerarse hasta una tasa en torno o ligeramente superior al 2%. 1.7

9 1.1. Economía Internacional CUADRO: 4 PREVISIONES ECONÓMICAS DE EUROPA (Tasas de variación anual y porcentaje de la población activa) PIB IPC Desempleo Alemania 0,6 0,5 2,0 2,4 1,4 1,1 7,8 8,3 8,3 Francia 1,8 1,2 2,3 1,8 1,8 1,4 8,6 9,0 8,9 Italia 1,8 0,7 2,3 2,7 2,4 1,8 9,5 9,3 8,9 España 2,7 2,0 2,7 3,2 2,8 2,4 10,5 10,7 9,9 Holanda 1,2 0,4 2,0 5,1 3,8 2,4 2,0 2,9 3,2 Bélgica 1,0 0,6 2,2 2,4 1,6 1,2 6,6 6,9 7,1 Austria 1,0 0,9 2,3 2,3 1,8 1,6 3,6 4,3 3,8 Finlandia 0,7 1,1 3,0 2,7 2,2 1,9 9,1 9,4 9,3 Grecia 4,1 3,7 3,2 3,7 3,8 3,3 10,4 10,2 10,3 Portugal 1,7 0,4 1,5 4,4 3,7 2,7 4,1 4,7 5,1 Irlanda 5,9 3,8 5,3 4,0 4,4 3,0 3,9 4,5 4,7 Luxemburgo 3,5 2,7 5,1 2,7 2,0 1,8 2,6 2,9 2,8 Eurozona 1,5 0,9 2,3 2,6 2,1 1,6 8,0 8,4 8,2 Reino Unido (1) 1,9 1,7 2,4 2,1 1,9 2,1 5,1 5,2 5,3 Suecia 1,2 1,6 2,5 2,6 2,3 2,2 4,0 4,2 4,2 Dinamarca 1,0 1,5 2,2 2,2 2,2 2,1 5,0 5,1 5,1 Unión Europea 1,6 1,1 2,3 2,6 2,1 1,8 7,4 7,7 7,6 Suiza 0,9-1,9 1,0 0,7 1,0 1,9 2,7 2,7 Noruega 1,4 1,7 1,9 3,0 1,5 2,5 3,6 3,6 3,6 Israel 0,9 1,5 1,8 1,1 6,2 3,0 9,3 10,7 10,9 Islandia 3,1 0,5 1,7 6,7 5,2 2,2 1,7 2,3 2,6 Chipre 4,0 2,5 4,0 2,0 2,5 2,2 3,6 3,8 4,0 (1) Los precios de consumo se basan en el índice de ventas al detalle excluidos los intereses hipotecarios. Fuente: FMI, Perspectivas de la economía mundial, septiembre de Elaboración: Viceconsejería de Hacienda y Relaciones con la Unión Europea. En un análisis espacial, en la Eurozona se constata una mayor fragilidad de la recuperación en Alemania. El output germano, tras mostrar contracciones trimestrales en la segunda mitad de 2001, retomó tasas positivas en los dos primeros trimestres de 2002 (0,3% en cada uno de ellos). En tasas anuales, tras descender un 0,2% en los tres primeros meses del año, el output creció un exiguo 0,1% en el segundo trimestre, la misma tasa que en el último trimestre del pasado año. El principal estímulo para el crecimiento provino de las exportaciones mientras que la demanda interna continuó débil, prosiguiendo con su caída en términos anuales, si bien marcando un crecimiento trimestral positivo en el segundo 1.8

10 1.1. Economía Internacional trimestre por un mejor comportamiento del consumo, que, no obstante, continuó cayendo en una perspectiva anual. El componente más endeble de la demanda fue la inversión, que siguió presentando unas caídas señaladas. En el tercer trimestre del año, los indicadores de confianza se han retraído a excepción de los consumidores en septiembre, reflejando la continuación de un débil crecimiento. El consumo se ve afectado por la evolución negativa del mercado de trabajo, reflejado en la caída de los niveles de empleo (cerca de 225 mil empleos menos en julio que en el mismo mes del pasado año) y un aumento de la tasa de paro (cuatro décimas más en el tercer trimestre respecto a dicho período del año anterior), así como de las bolsas. Este último factor afecta también negativamente al coste de financiación de las empresas y, por lo tanto, a la inversión en un contexto en el que la apreciación del euro, de continuar, podría dañar a las exportaciones, el principal motor actual de crecimiento alemán. Adicionalmente, las inundaciones de agosto han producido sus efectos negativos sobre todo en los estados orientales, provocando unos daños estimados en el 1% del PIB alemán. Se prevé que las tareas de reconstrucción presentarán un impulso positivo a la construcción y a las manufacturas de consumo duradero. Como contrapartida, además de los graves efectos negativos, tanto personales como económicos sobre la población afectada, parte de la financiación del fondo del que se nutrirían las ayudas directas y necesarias para reconstruir la infraestructura se lleva a cabo posponiendo hasta 2004 las rebajas tributarias en la segunda parte de la reforma fiscal, lo cual afectaría al consumo. A su vez para tal fin el impuesto de sociedades se incrementaría sólo en No se espera una aceleración del pulso económico hasta el segundo semestre de 2003, conforme se difuminen los efectos de la apreciación del euro sobre las exportaciones, así como de las pérdidas de las bolsas. En este contexto, el consumo privado se recuperaría, aunque gradualmente, ya que los mayores incrementos salariales negociados y a la menor inflación esperada se verían, en parte, contrarrestados en la primera mitad del año por los efectos retardados sobre el mercado de trabajo de la debilidad económica actual, aunque se prevé una recuperación del empleo conforme avance el año, previéndose un crecimiento neto prácticamente nulo para el conjunto del año. Tampoco se espera una rápida recuperación de la inversión, que en la primera parte del año se vería constreñida por un incremento de los costes laborales no salariales y por el mencionado incremento en el impuesto de sociedades. En cifras, tras crecer un 0,6% en 2001, el output alemán podría aumentar en torno a un 0,5% en 2002 para acelerarse hasta cifras cercanas al 1,5% en

11 1.1. Economía Internacional CUADRO: 5 PREVISIONES ECONÓMICAS DE ALEMANIA PIB Inflación T. Desempleo Demanda Interna Empleo FMI 0,5 2,0 1,4 1,1 8,3 8,3-0,7 2,3-0,4 0,2 OCDE 0,7 2,5 1,5 1,6 7,8 7,6 0,2 2,2-0,3 0,5 Comisión UE 0,8 2,7 1,8 1,7 8,3 7,9 0,1 2,7-0,3 0,8 PANEL 0,4 1,6 1,4 1,1 Institutos 0,4 1,4 1,4 1,6 9,5 9,6-1,0 1,6-0,5-0,1 Fuente: Institutos Alemanes: Previsiones Conjuntas ( ) FMI: World Economic Outlook (Septiembre, 2002). Comisión de la UE: Previsiones de primavera (Abril, 2002). OCDE: OECD Economic Outlook (Junio, 2002). The Economist: Poll of Forecasters (5-1 Octubre, 2002). Elaboración: Viceconsejería de Hacienda y Relaciones con la Unión Europea. Fuera de la Eurozona, la economía de Reino Unido continúa creciendo por debajo del potencial, si bien a un ritmo superior al de la media de la Unión, gracias al mayor dinamismo de la demanda interna, debido al crecimiento sostenido del consumo privado y al apoyo del consumo e inversión públicos. La inversión privada y la demanda externa, sin embargo, limitan una recuperación más sólida de la actividad. Tras crecer un 0,2% trimestral en los primeros tres meses del año, el output británico aceleró su crecimiento hasta el 1,1%. En una perspectiva anual, el ritmo de crecimiento aumentó una décima hasta el 1,2%. En un análisis de demanda, el consumo privado se ha resentido parcialmente de los efectos de las caídas bursátiles, aunque ha continuado el dinamismo del mercado de trabajo, manifestado en el mantenimiento de la tasa de paro en niveles mínimos (5,2% en el trimestre de mayo a julio), el crecimiento de los salarios reales al irse recuperando los rápidos crecimientos de los salarios nominales (4% anual en dicho trimestre), manteniéndose la inflación bajo control, amén de un contexto favorable de tipos de interés que favorece el acceso al crédito. Adicionalmente y como factor que contrarresta el efecto riqueza negativo de la caída de las cotizaciones bursátiles, el precio de los activos inmobiliarios ha presentado un rápido crecimiento. La confianza de los consumidores, tras aumentar el primer trimestre del año, se estabilizó en el segundo para volver a mejorar conforme avanzaba el tercer trimestre. Por el lado de la oferta, persiste la dicotomía entre el comportamiento favorable de los servicios, cuya actividad se aceleró en agosto y septiembre, de acuerdo al CIPS, mostrando el mayor aumento mensual desde mayo, y de la construcción, en la cual se observa una moderación en su crecimiento, frente al comportamiento de la industria, en donde el nivel de pedidos tanto internos como externos permanece por debajo del nivel normal de acuerdo a 1.10

12 1.1. Economía Internacional CBI. La confianza industrial tras recuperarse de mayo a agosto volvió a caer en septiembre de acuerdo al indicador de la Comisión. En este contexto y dado el mayor coste de financiación en los mercados de valores y la incertidumbre sobre el precio del petróleo la inversión puede tardar en repuntar. Las previsiones apuntan a un cierto avance del crecimiento a lo largo de este semestre y hacia una gradual aceleración de la actividad a lo largo de El consumo continuaría presentando un crecimiento sostenido gracias a la mejoría del mercado de trabajo y de las ganancias salariales reales, aunque se vería limitado por un crecimiento más moderado de la riqueza. El sector público seguiría apoyando el crecimiento a través del consumo y la inversión públicos. Conforme avance el año adquirirán más protagonismo la demanda de inversión y la demanda exterior conforme se recupera la demanda mundial. Después de crecer un 1,9% en 2001, en 2002 el output podría aumentar un 1,6% para acelerarse hasta un 2,5% en No se esperan grandes tensiones en los precios, salvo que se produzca una aceleración en el precio del petróleo, a pesar de la aceleración prevista en los costes salariales al reflejarse la mejora del mercado de trabajo en los salarios y ante un incremento de las cotizaciones a la Seguridad Social, que sería mermada por el aumento previsto de la productividad que satisfaría en un primer momento el fortalecimiento gradual de la actividad, junto con una restauración a niveles más normales de las horas trabajadas, según el BoE. CUADRO: 6 PREVISIONES ECONÓMICAS DE REINO UNIDO PIB INFLACIÓN (a) T. DESEMPLEO(b) DEMANDA INTERNA EMPLEO (b) PANEL TESORO 1,6 2,5 2,1 2,4 1,0 1,0 2,4 2,8 0,1 0,3 FMI 1,7 2,4 1,9 2,1 5,2 5,3 2,4 2,4-0,3 0,2 TESORO 2-2,5 3-3,5 2,3 2,5-2,75-3,25 3-3,5 - - OCDE 1,9 2,8 2,3 2,3 5,3 5,3 2,5 2,9 0,3 0,6 Comisión UE 2,0 3,0 1,6 1,8 5,3 5,3 2,6 3,2 0,2 0,6 (a) Inflación: Índices de precios de consumo excluídos préstamos hipotecarios (para PANEL dato para cuarto trimestre), excepto para la Comisión, que utiliza índice armonizado. (b) Desempleo: tasa de desempleo registrado (FMI) o estandarizada (Comisión y OCDE). Para Panel variación de parados registrados en el 4º trim. Fuente: FMI: World Economic Outlook (Septiembre, 2002). Comisión de la UE: Previsiones de primavera (Abril, 2002). OCDE: OECD Economic Outlook (Junio, 2002). HM Treasury: Forecast for the UK Economy. A comparison of independent forecasts (Octubre, 2002). HM Treasury: Previsiones oficiales (Abril, 2002). Elaboración: Viceconsejería de Hacienda y Relaciones con la Unión Europea. 1.11

13 1.1. Economía Internacional Resto de áreas Los países de Europa del Este, y en lo que a los países candidatos se refiere, han presentado, en general, un comportamiento positivo, si bien ligeramente desacelerado respecto a las tasas de La debilidad de la demanda de la Unión Europea se ha visto en buena parte contrarrestada por el dinamismo de sus demandas internas, caso de Hungría y República Checa, si bien en este último país las inundaciones han producido efectos negativos sobre la economía, que tendrán su contrapeso sobre la actividad en las tareas de reconstrucción. La excepción a este comportamiento la ha constituido la principal economía de estos países, Polonia, donde la actividad continuó creciendo a un ritmo débil al mantener su pulso tenue la demanda interna y particularmente la inversión en un contexto de restricción monetaria. Tras crecer un 3% en 2001, en 2002 el output de esta área (excluyendo Turquía) podría crecer un 2,7%. Se prevé un fortalecimiento generalizado de la actividad en 2003 (3,7%) en consonancia con el mayor dinamismo estimado para la economía mundial, si bien las presiones dependerían de la fortaleza de la recuperación en la UE. En Turquía la recuperación de la economía observada en los primeros meses depende en buena medida de la confianza de los mercados alterada por las incertidumbres políticas y por el debilitamiento de los mercados financieros internacionales. En lo referente a la CiS, en Rusia la actividad se moderó en los primeros meses, aunque continuaba marcando un crecimiento sostenido gracias al dinamismo de la demanda interna y, en particular, del consumo privado. La recuperación de los precios del petróleo puede producir una cierta reactivación del output en la última parte del año, de forma que tras expandirse un 5% en 2001 podría crecer un 4% en Se espera que el crecimiento permanezca sólido en 2003, con una tasa similar a la de este año. En lo referente a los países emergentes asiáticos, han experimentado en general una rápida recuperación de la actividad, gracias a la reactivación del crecimiento de las exportaciones. En algunos países mientras que sus mercados exteriores retomaban los niveles de demanda del pasado año, la demanda interna coadyuvó al crecimiento, caso de Corea, donde la actividad ha presentado la aceleración más rápida de esta área hasta tasas superiores al 6% en el segundo trimestre, y Malasia. En otros países, esta magnitud todavía no habrá percibido la mejoría de las condiciones externas, caso de Hong-Kong y Taiwan, afectados, como señala el BDA por limitaciones estructurales y restricciones fiscales. En otras economías, como India y China, país este último donde el crecimiento ha continuado superando el 7% en la primera mitad del año, la contribución de las demandas interna y externa fue más equilibrada. Las perspectivas, que dependen en buena media de la evolución de la economía global en general y de la norteamericana y del mercado de las TICs en particular, apuntan a un gradual fortalecimiento del crecimiento. Para 2002 el crecimiento esperado para el conjunto 1.12

14 1.1. Economía Internacional de los países emergentes de Asia es del 5% frente al 3,7% de 2001 de acuerdo al BDA. Para 2003 la tasa prevista es del 6,1%. El fortalecimiento, aunque sería general, no sería homogéneo, siendo menos dinámico en economías con un estado de recuperación de la inversión todavía incipiente, caso de Taiwan y sobre todo de Hong-Kong. Los mayores crecimientos se producirían en China, que seguirá creciendo por encima del 7%, y Corea que crecería en cerca de un 6%. Aunque con resultados heterogéneos, la actividad económica en Latinoamérica ha sufrido, en general, un deterioro a lo largo de Se produjo un contagio de la crisis argentina con efectos más graves a las vecinas Uruguay y Paraguay y, en menor medida, en términos de actividad a Brasil, que no obstante observó una severa depreciación de su moneda y que ha continuado acentuándose en el período pre-electoral, a pesar del acuerdo con el FMI que, no obstante, ha tranquilizado en parte los mercados, lo cual puede limitar la inflexión hacia tasas positivas de crecimiento del PIB carioca en el segundo trimestre. También Venezuela ha sufrido una significativa corrección de su divisa, el bolívar, que en la primera quincena de octubre ha cotizado a un valor inferior en cerca de la mitad de su valor de enero. La actividad en Venezuela cayó un 7% anual en la primera mitad de 2002 a lo cual influyó la mayor caída del sector petrolero, afectado por los recortes de cuotas de la OPEP y la menor demanda global de producción refinada. El sector privado también vio reducido a un fuerte ritmo su nivel de actividad afectado su nivel de inversión por los mayores costes de financiación, la depreciación de su divisa y por la inestabilidad política, amén de un consumo privado limitado por el creciente desempleo y por el menor poder adquisitivo derivado de la mencionada depreciación. Según señala Latin Focus el reciente incremento en el precio del petróleo y la recuperación de la demanda mundial pueden amortiguar la recesión que vive el país. Por el contrario, Méjico y Chile, aunque no han escapado totalmente de los coletazos de la crisis argentina han presentado un mejor comportamiento, vinculado, en el caso mejicano a la evolución de la economía norteamericana. Par el año en curso existen unas perspectivas diferenciadas entre los países más castigados por la crisis como Argentina y Uruguay con caídas superiores al 10%, además de Venezuela, cuya actividad podría caer más de un 6%, por un lado y países como Méjico, Chile y Brasil con crecimientos entre el 1,5% y el 2,2% según el FMI. En su conjunto, el PIB regional podría caer entre un 0,6% y un 0,9% (FMI y Proyecto Link -ONU- respectivamente). Para 2003 se prevé una mejoría de la actividad regional en función de la esperada reactivación global, si bien según el FMI ello dependería de una recuperación de la confianza y la difuminación de las incertidumbres políticas, económicas y financieras. El PIB regional podría crecer en 2003 cerca de un 3% pudiendo retornar Argentina y Venezuela a crecimientos positivos. En África se prevé un crecimiento para 2002 del 2,7% frente a un 3,5% de 2001 (Proyecto Link -ONU). Los comportamientos son, sin embargo, difuminados y en muchos 1.13

15 1.1. Economía Internacional casos dependientes de las condiciones climáticas y del grado de estabilidad política. Se esperan crecimientos por encima del 4% en cerca de 20 países, algunos de ellos creciendo con tasas de dos dígitos. Sin embargo, en las economías con mayor peso se prevén unos crecimientos desacelerados o incluso caídas, como en el caso de Nigeria. En este país, las reducciones pasadas en las cuotas de la OPEP y los efectos retardados de los menores precios del petróleo meses atrás merman las perspectivas de crecimiento contrarrestados, en parte, por los crecientes incrementos del precio del crudo. En el norte de África se prevén para este año crecimientos positivos, si bien inferiores a los del pasado año, afectados entre otros factores por un cierto debilitamiento del turismo. Para 2003 se prevé un repunte de la actividad hasta una tasa ligeramente superior al 4% favorecido, como señala el FMI, por los mayores precios de materias primas no petrolíferas y una mayor demanda externa conforme la recuperación global gana pujanza. 1.14

16 1.2. Economía Española 1.2. ECONOMÍA ESPAÑOLA Situación actual de la economía española Al igual que en los demás países de la zona euro, el crecimiento de la economía española está siendo más moderado de lo previsto por la falta de impulso de la demanda interna y la desfavorable repercusión del entorno internacional. La Contabilidad Nacional Trimestral de España (CNTR) refleja una estabilización del crecimiento interanual en el 2% en los 2 primeros trimestres del año, tras dos trimestres consecutivos de desaceleración. Se prevé una flexión al alza del ciclo económico en la segunda parte del año, que se consolidará en 2003, si se confirma la prevista reactivación de la economía mundial y en particular de las grandes economías europeas más relacionadas con la española. Esta fuerte correlación viene confirmada por el aumento del grado de apertura del comercio exterior con la Unión Europea, que ha pasado del 33% en 1990 al 63,1% en CUADRO: 7 CONTABILIDAD NACIONAL TRIMESTRAL (Variación interanual en %, a precios constantes, datos de ciclo-tendencia) (1) I II III IV I II DEMANDA Gasto en consumo final 4,2 2,6 2,0 2,6 2,4 2,9 2,7 2,2 1,7 - De los hogares e ISFLSH (2) 3,9 2,5 2,0 2,3 2,3 2,8 2,7 2,3 1,7 - De las AA. PP. 5,0 3,1 1,7 3,5 3,0 3,1 2,6 1,9 1,5 Formación bruta de capital fijo 5,7 3,2 1,2 5,0 3,9 2,6 1,5 1,1 1,3 - Bienes de equipo 4,7-1,2-4,7 3,3-0,3-2,8-4,8-5,0-4,4 - Otros productos 6,0 3,4 1,4 4,1 4,0 3,4 2,0 1,6 1,1 - Construcción 6,1 5,8 4,5 6,3 6,3 5,7 5,0 4,4 4,6 Variación de existencias (3) -0,1 0,0 0,1-0,4 0,2-0,6 0,6 0,2 0,0 Demanda interna 4,4 2,7 1,9 2,8 3,0 2,2 3,0 2,2 1,6 Exportaciones 10,1 3,4-2,0 9,7 4,7 2,2-2,4-2,5-1,4 Importaciones 10,6 3,5-2,1 8,3 6,4 0,1-0,2-1,8-2,5 Demanda externa (3) -0,3-0,1 0,1 0,2-0,6 0,7-0,7-0,2 0,4 OFERTA Agricultura y pesca 1,6-3,1-3,1-2,7-3,9-0,6-5,2-2,3-3,8 Industria 4,0 1,2-2,2 0,9 1,9 3,3-1,4-2,0-2,4 Energía 4,3 2,8 6,4 4,4 3,0 1,6 2,3 5,6 7,2 Construcción 6,4 5,4 4,7 5,9 5,7 5,2 4,9 4,6 4,8 Servicios 4,0 3,2 2,7 3,4 3,4 3,3 2,9 2,6 2,8 - De mercado 4,2 3,3 2,7 3,6 3,6 3,3 2,7 2,5 2,8 - De no mercado 3,3 2,9 2,9 2,5 2,8 3,1 3,4 3,1 2,7 PIB, pm 4,2 2,7 2,0 3,0 2,4 3,0 2,3 2,0 2,0 (1) Primer semestre. (2) Instituciones sin fines de lucro al servicio de los hogares. (3) Contribución al crecimiento del PIB, en puntos porcentuales. Fuente: INE (SEC-95). 1.15

17 1.2. Economía Española La estabilización del crecimiento económico en el segundo trimestre se explica por la mejora de la aportación neta del sector exterior, que compensa la desaceleración de la demanda interna. La evolución de la demanda interna, por componentes, muestra como el consumo de los hogares sigue moderando su ritmo de avance por la contención de las rentas salariales, una tendencia creciente de la tasa de ahorro familiar en un contexto de menor confianza, y un posible efecto riqueza negativo, derivado de la desfavorable evolución de las cotizaciones bursátiles, quizás contrarrestado, parcialmente, por la fuerte revalorización de los activos inmobiliarios. 30,0 DEMANDA NACIONAL. COMPONENTES (Tasa de variación interanual) (%) 25,0 20,0 15,0 10,0 5,0 0,0-5,0-10, Gasto en consumo final de los hogares Formación Bruta de capital fijo. Bienes de equipo Gasto en consumo final de las AAPP Formación Bruta de capital fijo. Construcción Por otra parte, la inversión en capital fijo experimentó una cierta recuperación en el segundo trimestre, tras cuatro trimestres consecutivos de desaceleración. De sus componentes destaca la inercia expansiva de la construcción frente al retroceso de la inversión en equipo. La demanda externa neta prolongó su escasa aportación al crecimiento del PIB (una décima porcentual), aunque se observa un perfil de recuperación, por la amortiguación del ritmo de caída de las exportaciones y la acentuación de las importaciones. 1.16

18 1.2. Economía Española COMERCIO EXTERIOR (Tasas de variación interanual) (%) EXPORTACIONES IMPORTACIONES Por lo que se refiere a la oferta, todos los sectores productivos presentaron crecimientos de su VAB en la primera mitad del año, excepto la agricultura (-3,1%) y la industria (-2,2%). La energía fue el sector con mayor crecimiento (6,4%), seguido de la construcción (4,7%) y los servicios (2,7%). En la industria, la actividad presentó en los dos últimos años un perfil de crecimiento a la baja, llegando a registrar tasas negativas en la segunda mitad de 2001 y primer semestre de Sin embargo, parece que la tendencia descendente ha tocado fondo, debido, entre otros factores, a la evolución menos desfavorable de las exportaciones, a las que se destinan en torno a la cuarta parte de nuestra producción industrial. El Índice de Producción Industrial (IPI), corregido de calendario, registró, en los dos primeros trimestres de 2002, tasas mucho menos negativas que en el año anterior, con una ligera recuperación en el mes de julio. Asimismo, el Índice de Clima Industrial flexionó al alza en el primer trimestre y continúa esta tendencia en el segundo. Por su parte, la utilización de la capacidad productiva en la industria aumentó 1,6 puntos porcentuales en el tercer trimestre respecto al segundo, tras un año de retrocesos. También el empleo en el sector moderó sensiblemente su ritmo de caída en el segundo semestre de

19 1.2. Economía Española 30,0 VAB A PRECIOS BÁSICOS. PRECIOS CONSTANTES. DATOS CORREGIDOS (Tasa de variación interanual) (%) 25,0 20,0 15,0 AGRICULTURA INDUSTRIA SIN ENERGÍA ENERGÍA CONSTRUCCIÓN SERVICIOS 10,0 5,0 0,0-5,0-10,0-15, Fuente: INE (CNTR). SEC 95. En lo relativo a la construcción, la actividad ha mantenido un ritmo de expansión muy alto, debido, por una parte, a la inercia expansiva de la demanda residencial y, por otra, al dinamismo de las obras públicas. En el primer semestre, el VAB del sector registró un aumento interanual del 4,7%, observándose una aceleración en el segundo trimestre de dos décimas, hasta el 4,8%. Por su parte el consumo de cemento ha seguido creciendo a tasas elevadas, así como los afiliados a la Seguridad Social en el sector. En cuanto a los servicios, los resultados de la CNTR del segundo trimestre muestran una cierta aceleración en el VAB de los servicios de mercado, hasta una tasa de aumento interanual del 2,8%, tres décimas más que en el primer trimestre. Por el contrario, los servicios de no mercado, presentan una ralentización. El empleo en el sector, según la EPA, mantuvo un crecimiento sostenido en el segundo trimestre, con un ritmo del 3,7%. En lo relativo al mercado de trabajo, en el primer semestre de este año se prolongó la expansión del empleo (2,3%). Por ramas de actividad, la construcción lidera el crecimiento del mismo (4,2%) dentro de una tendencia de desaceleración, frente a un ritmo de aumento más estable en los servicios (3,7%) y caídas en agricultura (-6%) e industria (-0,4%). La generación de empleo fue superior en los asalariados, que crecieron a un ritmo interanual del 3,2% en el segundo trimestre, cuatro décimas más que el primero, mientras que el empleo no asalariado se redujo el 1,2%. La tasa de temporalidad muestra por su parte, un perfil estable en lo que va de año, manteniéndose en el 31,2%, nivel inferior al registrado un año antes. 1.18

20 1.2. Economía Española Las afiliaciones a la Seguridad Social siguen aumentando a un ritmo muy superior al del empleo estimado por la EPA. En el mes de septiembre, se alcanzó una cifra de afiliados, con un incremento del 2,7%, respecto del mismo período del año anterior. El incremento acumulado en los tres primeros trimestres del año ascendió al 3,1%, un punto porcentual menos que el año anterior. Los sectores de la construcción y los servicios son los protagonistas de dicho avance. 8,0 EVOLUCIÓN DEL MERCADO DE TRABAJO (Tasas de variación interanual) (%) 30,0 6,0 20,0 4,0 10,0 ACTIVOS Y OCUPADOS 2,0 0,0 0,0 PARADOS -10,0-2,0-4,0 ACTIVOS OCUPADOS PARADOS -20,0-6, ,0 Fuente: INE (EPA). En cuanto a los costes laborales, las estimaciones de la CNTR reflejan una moderación a lo largo del año del crecimiento de la remuneración por asalariado, lo que se traduce en una desaceleración, asimismo, de los Costes Laborales Unitarios (CLU). En materia de precios, la inflación de la economía española, medida por el Índice de Precios al Consumo (IPC) ha tenido un comportamiento alcista en los nueve primeros meses del año, al igual que el resto de los países de nuestro entorno (3,5% de tasa de variación interanual). La inflación subyacente, por su parte, ha descendido tres décimas desde diciembre (3,5%). La naturaleza de la mayoría de los factores que han impulsado al alza la inflación en el actual ejercicio hace que dicha tasa tenga un cierto componente transitorio que de forma paulatina irá desapareciendo. 1.19

21 1.2. Economía Española IPC GENERAL E INFLACIÓN SUBYACENTE (Tasas de variación interanual) (%) 4,50 4,00 IPC INFLACIÓN SUBYACENTE 3,50 3,00 2,50 2,00 1,50 1, El diferencial de precios entre España y la UEM se amplió hasta agosto en 1,1 puntos porcentuales, situándose en 1,6 puntos porcentuales. Este deterioro está basado en el comportamiento más desfavorable en España que en la UE de los servicios y los elementos más volátiles del IPC, energía y alimentación. Las tensiones políticas en Oriente Medio siguen constituyendo un riesgo inflacionista en lo que queda de año, en la medida que impulsan al alza el precio del crudo. Por lo que se refiere a las finanzas públicas, durante los ocho primeros meses del año, el Estado saldó su actividad económica con una capacidad de financiación de millones de euros (0,30% del PIB), mientras que en el mismo período del año anterior se había registrado un déficit de millones (0,57% del PIB). Asimismo, el déficit de caja anotado en el período fue inferior al del año anterior en un 33,2%. A pesar de las cautelas con las que hay que analizar los datos anteriores, por las distorsiones que pudieran derivarse de la entrada en vigor del nuevo modelo de financiación autonómica, la positiva evolución de los impuestos y de las cotizaciones sociales en lo que va de año, augura, dado el contexto de expansión moderada del gasto público en el que se desenvuelve la política presupuestaria actual, muy previsible que se consiga nuevamente cerrar el ejercicio con las cuentas públicas equilibradas. Teniendo en cuenta que la desaceleración económica será más pronunciada de lo inicialmente previsto, el gobierno espera alcanzar de nuevo el equilibrio presupuestario en 1.20

22 1.2. Economía Española este año a través de la disciplina presupuestaria en todas las Administraciones Públicas españolas. En relación con la evolución monetaria y financiera, durante todo el presente ejercicio las autoridades monetarias han mantenido inalterado los tipos de interés oficiales, de modo que el tipo mínimo de puja de las operaciones principales de financiación se sitúa actualmente en el nivel fijado el 8 de noviembre del pasado año, es decir, el 3,25%. Los mercados mantuvieron en los primeros meses del año expectativas de elevación de los tipos de interés como resultado de unas expectativas económicas internacionales favorables y de ciertos temores a repuntes inflacionistas. Sin embargo, a partir de mayo, en un contexto de mayor incertidumbre, se produjo una progresiva disminución de las expectativas de subida de los tipos de interés oficiales que, por lo que se refiere al área del euro, ha podido estar vinculada, además, a la sensible apreciación registrada por el tipo de cambio de esta moneda. Como resultado del citado cambio de expectativas, los tipos de interés han descrito desde mayo una trayectoria descendente. Los mercados bursátiles, con pérdidas desde el año pasado, registraron desde junio unas caídas pronunciadas, arrastrados por las Bolsas de Estados Unidos, donde los escándalos financieros relacionados con la información contable suministrada por las compañías cotizadas, han minado la confianza de los inversores. El Índice General de la Bolsa de Madrid en el mes de septiembre registró una caída del 20,2%. El desfavorable comportamiento de la renta variable ha propiciado un desplazamiento de fondos desde dicha renta a la renta fija, contribuyendo así al aumento de precios de los bonos. La débil situación actual de la economía de Estados Unidos, propiciaron que en el pasado mes de abril el euro iniciara una senda de apreciación frente al dólar en los mercados cambiarios, sobrepasando en el mes de julio la paridad con dicho moneda. Desde finales de julio la tendencia a la depreciación del dólar frente al euro pareció remitir, evolucionando el cruce entre ambas divisas desde entonces de forma mucho más volátil. En el mes de septiembre la cotización del dólar se situaba en 0,98 euros, un 3,4% más de apreciación acumulada que el año pasado Perspectivas de la economía española para 2000 y 2001 Los datos disponibles de la evolución de la economía internacional y española durante el presente año han motivado la revisión, a la baja, por parte del Gobierno, de la previsión del crecimiento del PIB consignada en los Presupuestos Generales del Estado para Así, según el cuadro macroeconómico del Informe Económico de los Presupuestos Generales del Estado para 2003, se estima que el incremento real del PIB en 2002 alcanzará el 2,2%. 1.21

SitemapAuf den Spuren der Intuition (1) | James Pickens Jr. | Holiday and Students - 1063 Words